Get Ready

Cómo lidiar con el trauma y el estrés provocado por los incendios

In English »

La amenaza de los incendios forestales puede causar ansiedad, estrés y pánico. Para las personas que han sobrevivido incendios forestales anteriores, respirar humo, ver cenizas y escuchar las sirenas puede provocar reacciones emocionales. Es importante monitorear su salud mental y reconocer:

  • Las señales del estrés en usted mismo y en sus seres queridos.
  • Cómo aliviar el estrés.
  • Cuándo y dónde ir a buscar ayuda.

Prepárese

Durante estos tiempos, tomar medidas proactivas para proteger su seguridad también puede ayudarle a aliviar el estrés. Si no lo ha hecho aún, le aconsejamos:

Manténgase informado

Demasiadas noticias pueden provocarle ansiedad. Regístrese para recibir alertas para mantenerse informado sobre desarrollos importantes.

¿Qué puedo hacer para manejar mi angustia emocional?

  • Dese tiempo para adaptarse. Anticipe que éste será un tiempo difícil en su vida y permítase lamentar sus pérdidas.
  • Pida apoyo. Si las personas más cercanas a usted también han experimentado o sido testigos de un incendio forestal, es posible que no puedan proveerle el apoyo que típicamente le ofrecen. Considere buscar ayuda de un consejero que pueda apoyarlo en estos tiempos difíciles.
  • Tómese un descanso de las noticias. Aunque es importante mantenerse informado, exponerse a demasiadas noticias puede aumentar su nivel de estrés. Trate de limitar la cantidad de noticias a las cuales se expone.
  • Establezca o reestablezca sus rutinas. Coma a horas regulares y siga un programa de ejercicio. Programe descansos para distraerse de sus pensamientos acerca del incendio y enfóquese más bien en algo placentero. Trate de hacer algo que le levante el ánimo.
  • Mantenga las cosas en perspectiva. Trate de enfocarse en los aspectos positivos de su vida.
  • Evite tomar decisiones importantes en su vida. Éste no es el mejor momento para cambiar de trabajo, hacer compras grandes o hacer cambios repentinos en sus relaciones. Tales actividades tienen sus propios estresores que podrían agravar sus circunstancias actuales.
  • Si le es posible, encuentre una manera productiva de ayudar. Muchas organizaciones necesitan voluntarios para entregar asistencia a víctimas de desastres naturales. Contribuir de esta manera le puede ayudar a tener un sentido de “control” mientras ayuda a otros.
  • Sea amable consigo mismo. Algunas emociones pueden serle difíciles de aceptar. Trate de escuchar lo que le dicen sus emociones y acepte que está bien sentirlas.
  • Participe en comportamientos saludables. Consuma comidas bien balanceadas, haga algo de ejercicio y trate de descansar. Si tiene dificultades continuas para dormir, podría encontrar alivio a través de técnicas de relajación.
  • Evite el alcohol y las drogas, ya que pueden suprimir sus emociones en vez de ayudarle a manejar o reducir su angustia. También pueden intensificar su dolor emocional.

¿Necesita ayuda en este momento? ¿Conoce a alguien que lo necesita?

Todos los residentes pueden recibir servicios sin importar su condición de inmigración. Usted está seguro en el condado de Sonoma.

  • Si ésta es una emergencia, llame al 9-1-1.
  • ¡No está solo! Si tiene una necesidad urgente de hablar con alguien en este momento para consejería o apoyo de salud mental, llame:
    • Unidad de estabilización de crisis de 24 horas del Condado de Sonoma (Sonoma County 24-Hour Crisis Stabilization Unit): (707) 576-8181
    • Línea telefónica para la prevención del suicido del norte de la Bahía (North Bay Suicide Prevention Hotline of Sonoma County): 1 (855) 587-6373
  • Si tiene Medi-Cal o no tiene seguro, los centros de salud comunitaria en todo el Condado de Sonoma proveen visitas de consejería virtual por teléfono y llamadas de videoconferencia.
  • Línea de amistad (Friendship Line): 1 (800) 971-0016
  • Línea de amistad de Institute on Aging para personas de 60 años o más y adultos con discapacidades, disponible 24 horas al día, llamada gratuita al 1 (855) 639-7965.
  • Alcohólicos Anónimos: Inglés 1 (415) 674-1821 o español 1 (415) 824-1834
  • Servicios de consejería comunitaria SOS (SOS Community Counseling): Línea de admisión (707) 284-3444
  • Servicios familiares Buckelew (Buckelew Family Services): Servicios remotos y asistencia por teléfono, correo electrónico y llamadas de videoconferencia (707) 583-5284 o (707) 237-1334
  • Servicios de compañeros de apoyo:
    • Centro de bienestar y abogacía (Wellness and Advocacy Center): (707) 565-7800
      Martes a jueves de 9:00 a.m. a 4:00 p.m.
    • Línea de apoyo de autoayuda Interlink (Interlink Self Help): (707) 546-4481
      Lunes a jueves de 9:30 a.m. a 3:30 p.m.
    • Línea de apoyo del Proyecto de recuperación de compañeros de Petaluma (Peer Recovery Project): (707) 565-1299
      Lunes, miércoles y jueves d 10:00 a.m. a 3:00 p.m.
    • Línea de apoyo del Centro de empoderamiento de Russian River (Russian River Empowerment Center): (707) 823-1640 ext. 207, luego oprima el número 0.
      Lunes a jueves de 9:30 a.m. a 3:30 p.m.
  • Asistencia legal del Condado de Sonoma (Legal Aid of Sonoma County)
  • Contacte la línea de socorro ante desastres naturales (National Disaster Distress Helpline) (inglés y español)
  • Línea Nacional de Prevención de Suicidio: 1 (800) 273-8255
  • Alianza Nacional de Enfermedad Mental (NAMI, según sus siglas en inglés)
    • Línea de apoyo de Nami del Condado de Sonoma: 1 (866) 960-6264 (Lunes a viernes de 10:00 am a 5:00 pm PST)
    • Para recursos de salud mental, línea directa de NAMI: 1 (800) 950-6264 (Lunes a viernes, de 10:00 am a 6:00 pm EST)
  • Asociación de Salud Mental de San Francisco (Mental Health Association of San Francisco): 1 (855) 845-7415, (Línea de apoyo manejada por compañeros de apoyo de California 24/7)
  • Línea directa de violencia doméstica (24-hour Domestic Violence Hotline): 1 (808) 799-7233 o haga clic en Hable ahora.

La salud mental de los niños durante los incendios forestales

Las reacciones de los niños a los incendios forestales y sus secuelas son influidas fuertemente por la manera en que sus padres, maestros y otros cuidadores les hacen frente a los eventos durante y después. Con frecuencia, acuden a éstos adultos para información, consuelo y ayuda. A continuación, se encuentran reacciones comunes que los padres podrían observar en sus hijos. Éstas generalmente disminuyen con el tiempo, pero saber que son comunes, puede ayudarle a prepararse para ayudar a su hijo.

  • Sentimientos de ansiedad, temor y preocupación acerca de su propia seguridad y la de otros (incluyendo mascotas):
    • Los niños podrían sentir más temor y preocupación acerca de la separación de los miembros de la familia
    • Los niños pequeños podrían apegarse más a sus padres, hermanos o maestros
  • Temor de que los incendios forestales avancen o que comiencen nuevos
  • Angustia y ansiedad provocados por recordatorios de los incendios forestales (por ejemplo: olor a quemado, el sonido de sirenas o helicópteros, paisajes y edificios quemados)
  • Cambios de comportamiento:
    • Aumento en el nivel de actividad
    • Disminución de la concentración y atención
    • Mayor irritabilidad
    • Arrebatos de ira
    • Retraimiento
    • Agresión
  • Aumento de las quejas físicas (por ejemplo: dolores de cabeza, dolores de estómago, achaques)
  • Enfoque prolongado en los incendios forestales (por ejemplo: hablar de ellos repetidamente, los niños pequeños podrían incorporar el evento a sus juegos)
  • Cambios de apetito y sueño
  • Falta de interés en las actividades usuales, incluyendo interés en jugar con sus amigos
  • Cambios en el rendimiento escolar
  • Comportamientos regresivos en los niños pequeños (por ejemplo: hablar como bebé, orinarse en la cama, rabietas)
  • Probabilidad más elevada de comportamientos de alto riesgo en los adolescentes (por ejemplo: tomar bebidas alcohólicas, abuso de sustancias, comportamientos autodestructivos)
  • Sea un ejemplo. Los cambios en las condiciones de vivienda pueden ser muy estresantes para los niños y tomarán de sus padres las señales de cómo manejar tales situaciones. Modele un comportamiento tranquilo durante tiempos caóticos.
  • Anime a sus hijos. Ayude a los niños a cuidarse a sí mismos y anímelos a descansar, hacer ejercicio y seguir una dieta saludable. Provéales un balance entre actividades tranquilas y físicas.
  • Asegúrele a sus hijos que usted los mantendrá a salvo. Tal vez necesite repetir esto varias veces durante y después de un incendio forestal. Pase tiempo extra con sus hijos y manténgase conectado a ellos. No importa si es jugando, leyendo juntos o acurrucándolos. Asegúrese de recordarles lo mucho que los quiere.
  • Mantenga las rutinas. Aún en medio del caos y el cambio, los niños se sienten más seguros con estructura y rutina. En la medida que sea posible, mantenga la rutina diaria, incluyendo las horas de comida, de acostarse, etc.
  • Mantenga las expectativas. Apéguese a las reglas familiares acerca del buen comportamiento y el respeto hacia los demás.
  • Limite la exposición a los medios de comunicación. Es importante proteger a sus hijos de la sobreexposición a las imágenes de los incendios forestales, incluyendo en los periódicos, internet o televisión.

Puede encontrar información adicional acerca de cómo ayudar a sus niños y a su familia durante y después de incendios forestales en la página web de la Red Nacional de Estrés Traumático Infantil (National Child Traumatic Stress Network) en www.NCTSNet.org.